Entrevista con el actor Carles Montoliu sobre "Descarados", una producción de Olympia Metropolitana y L'OM Imprebís

   El actor Carles Montoliu nos cuenta en A Escena Valencia los detalles sobre la divertidísima comedia "DESCARADOS", la nueva producción de Olympia Metropolitana y L'OM Imprebís, con texto de Darío Fo y Franca Rame, con dirección de Santiago Sánchez

Con Juan Gea, Lola Moltó, Carles Montoliu, Carles Castillo, Marta Chiner, Víctor Lucas y Rafa Alarcón. El mismo equipo que consiguió el éxito con "POR LOS PELOS" nos espera en el Teatre Talia de Valencia hasta el 5 de junio.

A.E.: ¿Cómo está siendo el reencuentro con el mismo equipo de "POR LOS PELOS" y vivir esta divertida comedia, "DESCARADOS", en el escenario?

C.M.: Está siendo una fiesta. La gente se ríe tanto que nosotros nos contagiamos también, y es una fiesta. Estamos entre cajas, y hay veces que como el viernes pasado empezaron a reírse. Lola no podía seguir. Lola y Juan riéndose, y el público también, riendo y aplaudiendo. Se van incorporando nuevas cosas, porque como está la actualidad por ahí con el emérito... Se ha incorporado "necesitamos una explicación", y Juan responde "explicación de qué". Se van añadiendo las cosas que son guiños, enganches, risas. Sí que estás comprobando que en general entra a toda la gente muy bien. La risa hacía falta, la gente lo necesita y es un arma muy potente. Se pueden decir cosas a partir de la risa sin ser pretenciosos, que de otra manera podría resultar panfletario. 

De esta manera, están las dudas que a veces teníamos sobre si esto podría ser "demasiado político", pues la verdad es que no. La gente lo disfruta, se ríe. Algunos se han ido. Una mujer se levantó y se fue, dijo que estábamos haciendo "una sátira contra nuestro monarca". Otro que "había ido a ver un Darío Fo, y que aquello no era Darío Fo". Se van hacia el final o en los aplausos, pero si vas a un restaurante y te dan los entremeses y ya sabes de qué va el primer plato, el segundo, la bebida... No sé qué se esperan al postre, creen que va a ser más dulce. Yo no soy monárquico, todo lo contrario. A Santiago le decía que a mí me parecía que se estaba blanqueando un poco al rey, vamos que no se queda en mal lugar, hasta parece simpático, Juan lo hace hasta entrañable.

A.E.: Volviendo al "reencuentro", bueno en el caso de Carles Castillo por ejemplo lleváis trabajando toda la vida, casi con solo respirar ya sabéis lo que pasa...

C.M.:  Lo bueno de haber creado esta historia con el mismo equipo, añadiendo a Víctor también, que ya estaba trabajando en la compañía, es que nos conocemos todos. Creo que es un acierto, porque nos conocemos trabajando, con lo bueno, con lo malo, como una familia. La verdad es que muy bien.

A.E.: Lleváis cinco años de gira con "POR LOS PELOS", y ahora también con "DESCARADOS". Me imagino que habrá también gira muy pronto...

C.M.: Está apuntando ya. A medida que vaya saliendo por aquí y por allá, y que la gente lo vea. También la coyuntura en la que estamos, después de la pandemia, que están todos los trabajos que no se pudieron hacer, lo que está en el cuello de botella que está intentando salir y mostrarse, más todo lo nuevo que se está haciendo. No había ni teatros, ni programación. Va todo con retraso. Pero vas abriendo camino. 

Nosotros tenemos "Heredarás la lluvia", retomar un trabajo anterior, está lo de "Vidas enterradas" también ahí, está "Por los pelos"... Es como una compañía de repertorio, lleva muchos trabajos en marcha. Unos trabajos con una línea, otros con otra. Hay veces que les digo: "oye podríais ofrecer esto, que querían que volviésemos con "Por los pelos" o que no ha ido nunca, hacer un pack y llevar la escenografía. Un día hacemos uno, y al día siguiente el otro". Y nosotros trabajando.

A.E.: ¿Volverá "IMPREBÍS"?

C.M.: Lo siguen pidiendo y lo siguen reclamando. Muchas veces intentamos separar un trabajo de cuando se presenta otro, sin que este trabajo que dio a conocer a la compañía, y que creó espectadores, arrastre al otro. Ahora si vamos a Madrid con otro trabajo, está la duda de que no se "pegue" una cosa con la otra, diferenciar un trabajo de otro. El año pasado la hicimos en Villena, que no habíamos ido nunca con "Imprebís". Para esta función únicamente se necesita el público y nosotros en escena.

A.E.: Volviendo a "DESCARADOS". ¿Cómo ha sido trabajar Darío Fo? ¿Cómo surgió este proyecto como nuevo espectáculo de la compañía?

C.M.: Olympia Metropolitana y L'OM Imprebís estaban con la idea de hacer un nuevo trabajo todos juntos. Ha funcionado "Por los pelos", el equipo se conoce, pero no sabíamos qué obra iba a ser. Santiago hizo una versión anterior hace algunos años. Y le propuso hacer esta. Encajaba. El reparto en este caso no es tan coral como "Por los pelos", porque el peso lo llevan Lola y Juan. Encajaba a la perfección con el equipo. Santiago hizo la versión alocada con el emérito y ahí andamos.

A.E.: ¿Tenéis más funciones ahora aparte de los días que estáis en el Teatre Talia de Valencia?

C.M.: En verano ya hay Santander, Donosti... En agosto hay funciones también. Esperemos que la temporada que viene vayan saliendo funciones y bolos. 

A.E.: Hemos hablado de la reacción del público al principio de la entrevista. Imagino que comentarios muy positivos sobre el espectáculo...

C.M.: Ha habido muchos. La gente que se espera a saludarte. Y en las redes también. La gente se ríe, lo necesitaba. En general, la gente lo aplaude y lo celebra. Lo notas cuando está esto de la catarsis con el público. Ha habido cambios, ahora no está el descanso de las primeras funciones. Se han afinado y solucionado cosas con el paso de las funciones. Ahora la función va mucho más rodada. La función va creciendo y cambiando. Estos días tenemos el patio de butacas lleno, el boca oreja está funcionando bastante bien. 

A.E.: Cuando la gente va a ver "DESCARADOS" sabe que la función va sobre el emérito, o es algo que se encuentra...

C.M.: No lo sé, supongo que habrá gente que ya lo sabrá, o se lo habrán dicho. La historia es que ahora cuando Marta en la primera escena dice su texto, lo van descubriendo. La gente lo va descubriendo al mismo tiempo, y va entrando la risa. Así vas viendo como va el juego. Se podía haber hecho con otro personaje, un banquero, el presidente del gobierno... El público empatiza y está de actualidad. 

A.E.: Tienes versatilidad tanto en drama como en comedia. Cuando trabajas la comedia, ¿qué es más difícil para ti trabajar la comedia desde el texto como en el caso de Darío Fo, o desde la improvisación como "Imprebís"?

C.M.: Son cosas distintas. En una tienes que ser coautor y llevar tú las riendas, depende del entrenamiento que tengas. Lo complicado en la comedia, y en esta en particular, es encontrar el equilibrio entre el código, la energía de todos, pero que cada uno tenga su propia intensidad dentro de la comedia. En nuestro caso, por ejemplo, Rafa a veces dice que tenemos muy pocos gags, pero la verdad es que en este caso los tienen Lola, Juan, y alguno más que hemos ido metiendo. Estamos al servicio de la historia. Hay que afinar el código y la energía que ha propuesto Santiago, que es alta. Es crear la convicción. Esto sin fe no se sostendría. Tienes que tener la energía, y la convicción, y la manera de defenderlo. 

En "Imprebís" cuando improvisamos tienes que creértelo. Cuando sugieres algo con la palabra, los silencios, lo vas construyendo al mismo tiempo. Aquí el gag está construido, se te puede ir el ritmo, si no entras a tiempo, si uno lo arranca y otro no lo concluye bien. Es una cosa casi técnica. Lo otro lo tienes que crear tu. El humor es particular, cada uno tiene una manera de hacer. También con la propuesta de la música, la luz. Es lo que crea el espectáculo.

Publicar un comentario

0 Comentarios

Comentarios