En Profundidad: Entrevista con Paco Cremades #LaFábricaDeRadio


Os ofrecemos una entrevista sobre un proyecto muy interesante, "La Fábrica de Radio", y nos lo presenta Paco Cremades, un locutor todoterreno que con su furgoneta equipada con todo lo necesario consigue que la radio se mueva y esté al alcance de cualquier persona. Una iniciativa muy emprendedora y novedosa, que ya cuenta con su nómina de clientes deseosos de crear sus propios podcasts. Además, podemos escuchar a Paco Cremades los sábados en Plaza Radio con el programa "Todo irá bien" (@TodoIraBienVR)


Podéis conocer mejor "La Fábrica de Radio" a través de su web: https://www.lafabricaderadio.es y en esta entrevista con Paco Cremades para A Escena Valencia.

Sobre Paco Cremades:

Con 34 años de trayectoria como comunicador, gestor y locutor en múltiples programas y cadenas. Su pasión y oficio es la radio, en toda su extensión, y en el actual contexto de cambio reinventarse es un reto constante por el que apuesta decididamente.

Tras su trabajo en la SER, 40 Principales, M80, Gestiona Radio y la 99.9 Valencia Radio ahora emprende su proyecto más libre y personal que en realidad es puro mestizaje, adaptación cual camaleón a cualquier situación, radio o podcast a medida en sentido literal. Con "La Fábrica de Radio", Paco Cremades ofrece un servicio único y abierto a la imaginación. Como la misma radio, en constante evolución y movimiento.

Sobre La Fábrica de Radio:

Es una hoja en blanco, libertad total, todo lo que quepa en la imaginación. Es audio para web, es podcast, es radio a domicilio, radio en estado puro, directa, fresca, a medida, hecha con todo el mimo y la profesionalidad ajustada a la necesidad de cada cliente. Se adapta a cada situación y propuesta, poniendo el equipamiento radiofónico al servicio de clientes, particulares, empresas, entidades u otras emisoras que quieran diversificar también sus propuestas. Es una herramienta más que se puede integrar en otras propuestas. Una iniciativa para crear radio en cualquier momento y lugar.


Entrevista con Paco Cremades:

Una de las razones por las que quería hacer esta entrevista era conocer mejor un proyecto tan novedoso y con tantas posibilidades como La Fábrica de Radio. ¿Cómo nace este proyecto?

Este proyecto nace de una etapa anterior, cuando acabé en Cadena SER lamentablemente. Formé parte del ERE que hicieron, y yo lógicamente quería seguir trabajando en la radio. Al poco tiempo de volver a hacer micro, que me encanta, yo era director de emisora cuando pasó todo esto, y pensé "pues volveremos a empezar, seguiremos haciendo radio". Y a partir de ahí empiezo y se me ocurre un proyecto y una idea de hacer un "home radio", una radio a domicilio, por así decirlo. Era un momento donde estaba eclosionando toda la idea del emprendimiento en Valencia, los coworkings... Veía que había mucha gente que se juntaba y estaba intentando hermanarse con muchas historias donde había mucho networking. Vi un filón ahí porque pensé "hay mucha gente que necesita comunicar sus proyectos". Quise hacer un servicio de "home radio" precisamente para eso, para eventos. Llevar la radio a cualquier parte y el "podcast" (en ese momento apenas se hablaba de eso), estaba empezando y la gente no lo conocía tanto. Era llevar la radio y el podcast a esos eventos, a esas empresas, a esos coworkings, para poner en valor todo eso. Generé este proyecto para ofrecerlo como servicio. Pensé "podemos grabar esto para que la gente pueda informar, con una periodicidad, diaria, semanal, mensual, sobre cómo van evolucionando los trabajos..." En definitiva, cubrir esas necesidades de comunicación. A partir de ahí, compré todo el material. Entonces lo hacía todo con el coche, y montaba y desmontaba. Hoy en día este proyecto tiene más razón de ser. Entre 2013 y 2017, que fue el período donde estuve trabajando en emisoras locales, fui gestando el "home radio" y justo después La Fábrica de Radio, que también surgió por la necesidad de buscar un estudio de radio donde poder grabar. No lo podía montar en mi casa ni en una planta baja. A partir de ver un programa de radio que hacían que se llama "Tu boda irá bien" con una persona que llevaba esas antiguas California que las camperizan, las tematizan para bodas y hacen allí entrevistas y demás. Y se iluminó esa idea tras ver aquello, ¿y si monto un estudio y voy a los sitios? De esto hace mucho tiempo. Y después de hablar con esta persona, fui a ver todas las furgonetas que tenía, cada una con un estilo, y vi allí los pros y los contras. Salí de esa reunión convencido de que esto era factible, y que debía ser un vehículo nuevo. Crear la radio band de La Fábrica de Radio, llevando el estudio a los sitios, a los comercios, a las empresas. La radio band además tiene muy buen sonido y acústica. Normalmente se consigue silencio, sin ruidos, y se puede hacer radio perfectamente. El hecho también de que sea un vehículo también viste y hace, a la gente le gusta tenerlo ahí. En ello estamos...

Lo primero que me llama la atención, cuando estás dentro del vehículo y te sientas, ves la mesa, todos los elementos que te dan la posibilidad de grabar radio en cualquier parte, es la sensación de libertad para poder crear. Quería preguntarte por tus clientes, porque imagino que serán empresas pero también personas individuales que quieren crear sus propios podcast.

Este servicio se lo doy a todo el mundo. Además, ahora tengo la suerte de que un medio como Plaza Radio haya querido estrenarse y debutar en este proyecto. Estoy abierto a todos los medios, a todas las empresas, a todos los particulares, de hecho es así. Por ejemplo, "Tu boda irá bien" era un espacio de radio y se convirtió en un podcast. Ahora mismo funciona muy bien, ellos están muy contentos. Habla del mundo de las bodas, en este caso, pero se puede hablar de lo que sea. En este caso, soy el facilitador, el medio, el que les proporciona y les empaqueta lo que cada uno quiere hacer. Es un proyecto que cada uno puede alquilar para sus necesidades. Las reuniones siempre las hago aquí, me gusta que la gente vea lo que puede hacer y que le saque el máximo partido. Ya lleva la evolución 3.2, he cambiado muchas cosas, he cableado con canon, tiene para tres puntos de cámara. Ahora mismo, es una versión mejorada del proyecto, y me adapto a las circunstancias de quien sea. Que la gente no se asuste, las tarifas siempre son a medida. Sobre las necesidades se hace un presupuesto absolutamente a medida para todas las personas que quieran hacer aquí su podcast. 

Además tienes toda la información en www.lafabricaderadio.es

En la web tienen toda la información para ponerse en contacto con nosotros, conocer más a fondo el proyecto y solicitar presupuesto según sus necesidades.


Además de "La Fábrica de Radio" estás en una nueva etapa con Plaza Radio. ¿Cómo está siendo este nuevo proyecto?

Muy cómodo y agradecido a Plaza Radio por haber confiado en mi trabajo. Y estoy haciendo un programa que llevo haciendo años, siempre adaptándonos a todo, y muy contento. Es un programa todos los sábados de dos horas. A veces me saben a poco, pero está bien porque puedo compaginarlo con "La Fábrica de Radio" y con otras cosas. Estoy abierto a más cosas y son compatibles unas cosas con otras. Tengo la libertad de poder hacer mis cosas y el programa los fines de semana que es "Todo irá bien". También estoy trabajando en el podcast de "Tu boda irá bien", y en el podcast "El PutoCrack Club", junto a Bernd H. Knöller. Una idea que él tenía desde hace años y que ahora se materializa en este podcast para conocer y aprender de grandes maestros.

Conoce los podcast de "La Fábrica de Radio": https://www.lafabricaderadio.es/podcast/

Eres un emprendedor y una persona dinámica, ¿qué es lo que te motiva para poner en marcha La Fábrica de Radio o un podcast?

Que sea factible, que se pueda hacer. Yo soy así para todo, como vea algo que pueda hacer, cojo y lo hago. Hasta donde pueda. No pretendo ir más allá de hasta donde puedo. Es importante también saber en qué división se juega, yo ofrezco hasta donde llego. Creo que lo más importante es que el proyecto sea factible y que lo veamos nosotros. No preguntar a nadie, que veamos que nosotros sí que podemos. Es lo que hecho toda mi vida, hasta donde he podido lo he hecho. Siempre con un nivel de independencia absoluto. He estado 25 años en la Cadena SER, y en ese sentido me ha gustado mucho trabajar en equipo, llevar equipos, lo he disfrutado. He sido currante desde el principio, empecé de locutor hasta que llegué a director. Siempre he tenido esa máxima, "vamos a intentar hacerlo para mí lo mejor posible para ser un gran profesional" porque si lo hago lo mejor posible para mí va a ganar la empresa. Siempre he tenido esa filosofía, intentar mejorar todo al día. Insisto, en que sea algo que puedas hacer, y a partir de que ves que eres capaz de hacerlo hay que tirar hacia delante. No intentar buscarte excusas, ser valiente y tirar hacia delante. Hacer lo que realmente te gusta y te apasiona. De lo que te guste y te apasione vas a dedicarle entre 12 y 16 horas diarias, luego te tiene que gustar mucho y estar a gusto con lo que haces. Por lo que creo que a partir de ahí todo irá bien.



Me gustaría preguntarte por el programa, por "Todo irá bien" y su contenido. ¿Qué contenidos ofreces y si te interesa más algún tipo de contenido sobre otros?

Ha sido un programa muy abierto. Sinceramente, no he buscado ni rebuscado cosas. Al principio busqué programas que fueran muy comerciables. Que se pudieran  vender, que fueran fáciles de comercializar. ¿Qué pasó?, no tuvimos mucho éxito aunque las ideas eran buenas. El único que conseguí vender fue "La música de tu vida", que fue el único que hice para mi disfrute. Y hoy en día gusta mucho ese programa. Ese programa lo hice para disfrutarlo. Todo el mundo esperaba de mí eso, porque yo empecé en Los 40 Principales. Que hiciera programas de música. Y pensé en darle la vuelta a la tortilla. No hacer un programa de música yo, sino invitar a gente que sepa de música y que hablen ellos y que me traigan las cinco canciones de su vida, y que me expliquen el por qué. Y así repasamos personalmente, lo que hacen, quiénes son. Presentarlos y poner en valor todo lo que se hace. Que me traigan la música de su vida y me expliquen el por qué. Desde el minuto cero, donde expliqué que quería hacer ese programa, entonces me dijeron "pues yo quiero ese programa". Fue Bodegas Chozas Carrascal, que podría haberle hecho un programa de vinos especial, y quisieron el programa musical. Han tenido una apuesta muy especial por la música en su bodega, haciendo conciertos, "8 vinos, 8 conciertos" y varias iniciativas muy interesantes. A partir de ahí cambié el chip y decidí hacer cosas que sean para disfrutar y que tengan esa base. Cuando alguien me ha presentado algún proyecto, según vea que la cosa puede funcionar o veo que esa persona es válida, me tiro a la piscina. Incluso con gente que no ha hecho radio nunca. Y hemos empezado a hacer el programa y hay gente que tenía mucho miedo. Me decían "Paco es que yo tengo que prepararme..." y vamos a ver "Si uno sabe de lo que está hablando no hace falta que te prepares de nada más". Porque vamos a hablar de lo tuyo y tú te lo conoces perfectamente. Hemos hecho programas y colaboraciones. Por ejemplo, para mí es un programa novedoso, el "Musicóctel" con Rafa Serra. En su día se lo dije, Rafa quiero que colabores conmigo y ver qué podemos hacer. Y a Rafa se le ocurrió esa idea. Él estaba metido mucho en ese mundo y lo conocía a la perfección. Llevamos seis temporadas haciéndolo. Llevar el mundo de la coctelería a la radio. Nunca se había hecho. Y nosotros empezamos a hacerlo. Contando cómo se hace un cóctel, su historia, sus leyendas, que además son muy bonitas. Y poniéndole una canción, así en plan sencillo, a ese cóctel. Es un programa del que me siento muy orgulloso. Cuando no he estado en emisoras, ha sido uno de los programas que he mantenido con Rafa. Con La Fábrica de Radio he estado en pruebas, un año probándolo todo. Haciendo pruebas de resistencia, para lógicamente dar ahora el servicio a todos. Sin duda, el MusiCóctel ha sido el programa que me ha acompañado, y también he pedido ayuda a dos periodistas para hacer "Todo irá bien" con entrevistas más personales. Ahora en Plaza Radio vuelve a estar todo un poco en su sitio. Vuelve a estar "La música de su vida", que estuvo un tiempo parado, y hemos vuelto. Estoy contento porque hago lo que me gusta.

Hay una cosa que es básica, entretener. Que la gente al escucharte esté entretenida y se lo pase bien. Otra cosa y fundamental es que puedan aprender algo. Que sean didácticos y que podamos tocar temas que ayuden a aprender, a ayudar en algo. Si lleva algún contenido pedagógico es fundamental. La radio para mí ha sido mi gran maestra, me lo ha enseñado todo. No solamente a nivel profesional dentro, sino solamente escuchándola y a todos los grandes maestros que he escuchado se aprende mucho a diario. Es una herramienta que enriquece y sirve para aprender. Quiero seguir haciendo eso y hacer que la gente también aprenda algo, se entretenga, y que sea ameno y divertido. 

Además de radio, te encanta la pintura. ¿Cómo nace tu fascinación por la pintura y qué tipo de obras y estilo son tus preferidos?

Mi pintor de referencia es José María Iturralde. Ahí empieza todo, viendo en casa de mi tío unos cuadros de Iturralde. A partir de ahí, me quedo enamorado de ese tipo de pintura. Desde muy pequeño me encantaba delinear, de hecho quería ser delineante. Y siempre escuchaba la radio. Yo era feliz por las noches escuchando la radio, la música, a la gente que hacía radio entonces. Hacía eso y dibujar. El dibujo técnico, tirar líneas, ser delineante. Era feliz con eso, y al final he cumplido con la radio y también con la pintura. Sigo tirando líneas, sigo haciendo cuadros con todo muy pulcro, muy recto. Muy perfeccionista. A través de Iturralde vi cosas que me impactaron por su sencillez, y a partir de ahí vas tirando del hilo hasta Josef Albers y movimientos como La Bauhaus, que a mí me encantaban. Como la Black Mountain College. Son movimientos que me marcaron ya en su día. Los tiempos en los que nací y viví con toda esa modernidad, ese eclecticismo, el minimalismo. Estamos viendo cosas que son modernas ahora y son de 1929. Por eso a mí me apasionó y me ha apasionado siempre. Me siento cómodo y soy feliz con todo lo que tiene que ver con ese tipo de arte. Intento poco a poco ir conociendo, porque siempre he sido muy autodidacta. A raíz de ver las obras de Iturralde terminé haciendo cubos, y luego un amigo me habló de Víctor Vasarely tras ver mis cuadros. Es un artista que ha pintado mucho sobre cubos y tiene una fundación en Francia. Lo curioso es cómo llego yo a esas cosas. En el fondo, creo que son cosas que llevas ahí de lo que vives y te va saliendo. Lo difícil es crear un estilo, voy haciendo mis cosas poco a poco, y con tus referentes como Iturralde o Josef Albers, que es el padre de toda esta historia, soy feliz. Lo he utilizado siempre como una forma de expresarme, soy feliz haciéndolo. Hay gente que le da por escribir y a mí me da por pintar. Lo he hecho siempre en los momentos más convulsos, de más jaleo y cuando más faena he tenido. Esos fines de semana a 2.500 km de Valencia y de la familia, han sido de ponerse a pintar y pintar mucho, buscando esos momentos. He hecho alguna exposición, pero en plan informal. No me considero un profesional, pero me encanta pintar. Ahora tengo en mente un producto, que no he hecho en Valencia. Es una faceta que tengo ahí y que he retomado. Me estoy obligando y de hecho voy a clases de creación artística. Estoy muy contento por conocer y enfrentarme a cosas con las que no estoy cómodo o no conozco tanto, y ese reto te obliga a buscar otra salida. Eso es bueno.

Estaba recordando unas palabras del cineasta Guillermo del Toro en una conferencia. Él decía que necesitaba una hora al día de libertad para él. Para escribir, para dibujar, que era algo muy importante. Siendo emprendedor y una persona muy activa, ¿cómo nació en ti el querer dedicarte a la radio?

A temprana edad. Creo que a los 17 años ya lo tenía muy claro. Por aquel entonces estaba estudiando. Empecé a jugar con un amigo, grabábamos cinta, imitábamos a Goma Espuma. Nos montábamos nuestras películas, nuestras historias, las grabábamos y luego se las poníamos al resto de la pandilla. Nos reíamos. Hubo una persona que me dijo, fue Cisco Fran, con mucho talento, y valenciano. Me escuchó un día y me dijo que valía para esto de la radio. Fue un ánimo en ese momento. Yo siempre he llevado eso de pequeño. Mi madre siempre estaba con la radio pegada, escuchaba mucha radio. Era una cosa compartida, te quedabas embobado escuchando la radio, aprendiendo. Siempre he tenido esa historia y con el tiempo decidí presentarme al concurso nacional de disc jockey. Me presenté un año y quedé finalista. Al año siguiente lo gané en Valencia, quedé finalista en Madrid. A partir de ahí, a los tres meses estaba trabajando en la mejor emisora. Tuve mucha suerte, aparte estaba en el departamento de discos de El Corte Inglés allí grabando cintas. Estuve haciendo un montón de cosas. Me dejé los estudios, empecé a trabajar y me lo tomé en serio, hasta hoy. 

En definitiva, si uno da lo mejor de sí va a ser lo mejor. En lo nuestro es menos tangible, va a gustos, te puede gustar o no lo que hago, y ya está y no pasa nada. Y además es gratis, si no te gusta dejas de escucharlo. En el deporte es donde mejor se mide porque hay unos resultados. Si por ejemplo Rafa Nadal da lo mejor de sí llega hasta donde ha llegado, su principal enemigo es él. El siempre lucha, no mira a sus rivales, siempre quiere dar lo mejor. De mejorar. En el fondo, es trasladar esto y si das lo mejor de ti pues te posicionas y te colocas en un lugar. Lo bonito es que la gente te llame porque conoce tu trabajo y quiere que estés ahí. Para mí es mi mayor felicidad, estar ahí y dar lo mejor de mí.

Muchas gracias Paco Cremades y seguiremos muy de cerca un proyecto tan interesante como "La Fábrica de Radio". Todos los sábados en Plaza Radio no os perdáis su programa "Todo irá bien".

Gracias a vosotros.


Publicar un comentario

0 Comentarios

Comentarios