Concha Velasco presenta "La Vida por Delante"


El teatro Olympia se vistió de gala para acoger el estreno de "La Vida por Delante", regreso a los escenarios de una de las grandes actrices españolas, Concha Velasco, que bajo la dirección de Josep María Pou, deleita al público con una de las obras más aclamadas de la temporada.

Concha Velasco ha comentado en rueda de prensa que "La Vida por Delante" podría ser su última obra como actriz teatral. La obra que presenta al público valenciano es una adaptación del libro "La vie devant soi" de Romain Gary, donde también intervienen Rubén de Eguia, Carles Canut y José Luis Fernández.

La actriz ha explicado que su decisión se basa en que sabe "aceptar" el momento que vive como actriz y ha aclarado que no le queda tiempo para realizar los proyectos teatrales que le gustaría porque cada obra que interpreta "tiene tanto éxito que dura tres o cuatro años".

En este sentido, ha indicado que "lo único" que haría es "recordar algunos textos" con los que aún no se ha subido a las tablas, como un montaje "muy caro" de "La Celestina" en formato musical.

"Si no consigo llevar esos proyectos al escenario, porque son muy caros y nadie los quiere producir, lo haré en mi casa e invitaré a grupos a que vengan a verme", ha bromeado la actriz.

En la tragicomedia "La vida por delante", Velasco interpreta a Madame Rosa, una ex prostituta judía superviviente del campo de concentración de Auschwitz que acoge a hijos descarriados de otras prostitutas en un suburbio marginal de París.

Se trata de uno de los papeles "más difíciles" de su vida, para el que al principio necesitaba encerrarse dos horas en el camerino antes de cada actuación pero que ahora, un año y medio después del estreno, tiene "tan dentro" que lo podría interpretar "en cualquier situación".

"Tras un año y medio, sigo emocionándome", ha aseverado la actriz, que ha explicado que la dirección de Pou es el factor "esencial" del "éxito" de esta obra. La actriz también ha resaltado el trabajo de su compañero de reparto Rubén de Eguia, un joven actor catalán que interpreta a Momo, el último niño que queda en la precaria guardería de Madame Rosa y el principal narrador de la historia.

Rosa, que padece diversas enfermedades, sólo contará con la compañía de Momo para pasar los últimos días de su vida, en un acto "de supervivencia y amor entre los dos", según ha relatado la protagonista.

A través de estos dos personajes la obra aborda temas como la religión, la eutanasia, la diversidad racial o las costumbres, temas "en plena vigencia" que han hecho que el libro en la que está basada sea de lectura obligatoria en las escuelas francesas.

Este texto, además, permite a Concha Velasco "vivir otra vida en el escenario", uno de los motivos que la llevó a subirse a las tablas y a entonar su famoso: "Mamá, quiero ser artista". "Siento que en el escenario nada me puede pasar", ha asegurado la actriz, que ha concluido que lo único que la "entristece un poquito" es no poder pasar más tiempo con su nieto.

Esta obra estará en el teatro Olympia hasta el 20 de junio y desde "A Escena" os la recomendamos. Este domingo emitiremos la entrevista que tuvimos con Concha Velasco en el teatro, donde cabe destacar no sólo su calidad como actriz sino también su tremenda humanidad y vitalidad como persona. Estará disponible en calidad podcast en este blog a partir de mañana viernes.

Artículo: Juan Pablo Sánchez
Vía Foto Cartel: Teatro Olympia. Valencia.
Fotógrafo Rueda de Prensa: Alberto Loba.

Publicar un comentario

0 Comentarios

Comentarios